Empezó con Pole Dance al verlo en TV y ahora compite a Nivel Mundial

María Julia Aguiar será la representante argentina en el mundial de Pole Dance en Rumania. Clasificó tras haber sido la Campeona en el torneo Argentina & Sudamérica Pole Championship 2015, realizado en la ciudad de Buenos Aires. Una historia que nació casi de casualidad en Córdoba. 

María Julia Aguiar viajará este lunes al mundial de pole dance a Rumania, representando a Argentina. Sanjuanina de nacimiento, inició su carrera profesional en Córdoba cuando vino a estudiar Ciencias Económicas. Los números quedaron al costado cuando descubrió esta disciplina que la apasionó desde un primer momento.

Julia es pequeña en tamaño pero fuerte en el aire. Cuando se prepara para competir nada se interpone en su concentración. Se sube al pole y parece que vuela. Delicada como una mariposa, su belleza va de la mano con sus movimientos mezclados con acrobacia y danza clásica que ejecuta en el aire.

juliaaguiar

Siempre le gustaron las artes, el dibujo y la danza, pero el mandato familiar pesó más al momento de elegir la carrera. Se recibió de contadora en tiempo y forma, pero paralelamente se metió a bailar en una academia de pole. “Empecé por lo que había visto en Tinelli. Quería hacer algo divertido pero me encontré con una disciplina acrobática súper exigente que me enamoró”, dice Julia que ya lleva seis años compitiendo profesionalmente en torneos por todo el mundo.

Las horas de entrenamiento se sumaron hasta que ganó su primer provincial, de ahí al nacional y pronto estaría radicada en Buenos Aires, donde es docente de pole y atleta. El año pasado viajó a Londres para su primer mundial de Pole, donde compitió con otras 45 semifinalistas de todo el mundo. Julia no sólo pasó a la final sino que quedó 8va en el ranking mundial. “Haber ganado el sudamericano en el 2015 me dio el pase y los ticket a este mundial. A algunas competencias aplicás ganando campeonatos y a otras enviando un video”, explica Aguiar sobre este deporte amateur que va ganando espacio en los ámbitos internacionales.

A diferencia del fútbol, no existe una FIFA que organice un mundial único, sino que son varias organizaciones las que gestionan estos acontecimientos competitivos. Actualmente existen dos mundiales de pole: el Mundial Pole Sport que apunta a las destrezas acrobáticas (en el cual Julia finalizó 8ta) y el Mundial Pole Artístico que se realizará este año en Rumania y apunta a una performance más artística.

–¿Cómo te preparas para esta competencia?

–Con un plan muy completo desde hace varios meses. Tengo un plan de alimentación, otro con el entrenamiento y también el tiempo de descanso. El año pasado aplique al Mundial más importante de Pole que se realizó en Beijing, China, donde sólo compiten las 10 mejores del mundo pero por sobrentrenamiento me fracturé la muñeca y no pude ir. Fue muy duro para mí haber quedado seleccionada entre las 10 mejores del mundo y no poder competir, pero gracias a esa experiencia aprendí la importancia de los tiempos de descanso.

–¿En qué consiste tu coreografía para este mundial?

–Al ser este mundial de exigencia más artística, tratamos de contar una historia. La composición de la coreo que elegí trata sobre Yin y el Yan, y juego con un vestuario y con movimiento del cuerpo, tratando de mostrar las energías opuestas, encontrando el equilibrio al final. La idea siempre es hacer una coreo equilibrada, hacer trucos de fuerza, de flexibilidad, hacer piso, bailar. Si la coreo es equilibrada y tiene un poco de todo es genial a nivel reglamento. Mi estrategia es hacerlo prolijo y disfrutándolo mucho.

–¿Cuál es tu fuerte ? ¿Y cuál crees que es tu punto débil? 

–Mi punto fuerte es que vengo de la danza clásica, entonces al realizar los trucos y los traspasos en la barra los hago de forma prolija, liviana y fluida. Mi punto débil es que no soy tan flexible a nivel contorsionista como son las rusas, no me puedo doblar mucho.

–¿Cuáles son las rivales más fuertes en esta disciplina? 

–Las rusas y las ucranianas son muy buenas, porque son más disciplinadas y estrictas en su entrenamiento. Muchas de ellas hacen gimnasia artística desde pequeñas y tiene una base de flexibilidad muy buena. Pero eso no es un indicador de nada. Hoy por hoy la última ganadora mundial es Rafaela Montanaro de Brasil que reside en Estados Unidos. No hay un país que tenga el mejor pole dance. Argentina es uno de los países más desarrollados en el Latinoamérica en la categoría femenina y Chile le sigue en la categoría masculina. Buenos Aires es sede del Pole Championship y todos los años se organizan torneos acá donde vienen atletas de todo el mundo. El pole dance ha crecido muchísimo en los últimos años y eso me ha permitido viajar a competir y a dictar clases en toda Latinoamérica y Europa.

–¿Qué es lo más lindo qué te paso en esta disciplina? 

–Además de viajar mucho y conocer mucha gente, fue haber ido a mi primer mundial en Londres. Siempre me acuerdo que iba desde el hotel caminando hacia el lugar del evento por un parque hermoso. Caminaba sola con mi bolso y mi colchoneta, y pensaba que hace un par de años atrás estaba entrando a una clase en Córdoba por curiosidad y hoy estaba ahí, representando a mi país. Fue lo mejor que me pasó.

Fuente: http://vos.lavoz.com.ar/
Por: Denise Vivas

Diego Castillo :: Webmaster POLE-DANCE.COM.AR : Guía y portal de noticias de Pole con cobertura de eventos para la República Argentina.